Un mensaje de los educadores del Premio Compartir para el mejor maestro de Colombia

Después de cursar una maestría y un doctorado, en el que diseñó un modelo de ciudadanía sexual, Luis Miguel Bermúdez empezó su carrera docente dictando clases de Ciencias Sociales en el año 2011.

El colegio Gerardo Pérez, en la localidad bogotana de Suba, Colombia, concentraba muchos de los problemas centrales del país: pandillas, microtráfico, intolerancia y embarazos tempranos. Luis Miguel fue más allá de la cátedra: intervino esos aspectos, en especial el último, y terminó cambiando las vidas de una generación.

En el año 2017 el Premio Compartir lo distinguió como el mejor maestro de Colombia y un año después el Global Teacher Prize, catalogado como el Nobel de la Educación, lo designó como uno de los mejores profesores del mundo.

Ante esto, Compartir Palabra Maestra habló con los educadores que lo acompañaron en su proceso del Premio Compartir, los mejores profesores y rectores que vivieron con él una semana formadora en Bogotá, y compiló los mensajes que ellos dejaron para este educador que deja el nombre del país en alto.

Yolanda Álvarez. Docente de la Institución Educativa Alberto Castilla, en Ibagué, Tolima.

Mi corazón desborda de alegría al saber que el mundo reconoce en ti esa mística que te caracteriza, tu amor por la educación y por los niños y jóvenes,  tu tesón y tu compromiso con el país y el mundo. Estoy muy orgullosa de ti.

Luis Servando González. Rector Ilustre. Instituto Técnico Ambiental de Yopal, Casanare.

Son muchas las cosas que se hacen en Colombia para construir un futuro mejor y detrás de cada una, por lo general, hay un maestro como Luis Miguel.

Roberto Carlos Acosta. Docente del Colegio San Vicente de Paúl en Sincelejo, Sucre.

Estimado profesor Luis: hay quienes por temor a equivocarse no se atreven a hacer grandes cosas, pero usted ha sido de aquellas personas que, sin temor a equivocarse, ha hecho grandes cosas que transformaron la vida de muchos estudiantes. Felicidades.

Osmar Ebeiro Perilla. Maestro Ilustre del I.E. Técnico Industrial Marco Aurelio Bernal, en Garagoa, Boyacá.

El intento es la oportunidad del logro. De hecho, lo que usted identificó en su comunidad estudiantil lo inspiró para actuar y proponer soluciones que han impactado no solo a nivel local, nacional e internacional, sino principalmente en la vida de los jóvenes con quienes han demostrado que una clase no tiene límites para trascender positivamente. Felicitaciones, Luis.

Luis Iván Caipe Quenan. Rector ilustre de la I.E. Los Andes de Cuaica, en Cumbal, Nariño.

Hoy payacuo (regalo) mi palabra que caminará hasta el bambú de la educación y expresar que sólo cuando se cierra los ojos al mundo y los abre para uno, sólo allí se descubre las potencialidades que se tiene dentro. Entonces, si se camina al derecho, de adentro hacia afuera, es decir, se comienza a desenchurar el churo cósmico o espiral de la vida. Y usted, profesor Luis, hace ese ejercicio que pocos lo hacemos porque solo nos dedicamos a remedar, copiar y pegar. Ahora, usted tiene la virtud de ser para la juventud lo mismo que un libro abierto, decía un poeta de los nuestros. Y yo le digo: Pay, Pay (gracias) por hacer efectivo el desencanto, dándonos semejante regalo de entender que también podemos encantar desde las aulas colombianas para el mundo.

Rosa Raquel Ramos. Docente de la I.E. Aguas Negras, en Montería, Córdoba.

Luis, abriste una trocha hacia una meta que no sospechábamos que existía, más allá de nuestras fronteras físicas e incluso, más allá de muestras posibilidades. ¿Competir con mundo en educación? Según el ranking de calidad, en la versión de Pisa, estamos en los últimos lugares. Entonces, ¿qué posibilidad teníamos? Pero tú usted, hermano maestro, nos mostraste que en un país como el nuestro, donde la realidad supera la ficción, el trabajo silencioso en el aula y hecho con amor, hacen que la cotidianidad se revista de un carácter universal. Y es en este punto donde los maestros de Colombia tenemos mucho para ofrecerle al mundo. El camino quedó trazado gracias a tu valentía. Nos toca a los demás transitar la misma ruta hasta que ese Premio y el reconocimiento y la mirada del mundo nos acompañen de regreso a las aulas, en las cuales seguiremos trasmutando la ignorancia en conocimiento y la pobreza en esperanza. Gracias por representarnos y por hacer parte de esta hermosa familia de maestros de Colombia.

Silvia Luz Marín Marín. Docente de la I.E. Rafael Uribe Uribe, en Medellín, Antioquia.

Luis Miguel: durante mucho tiempo de nuestras vidas serás una figura de referencia para nosotros en la vida escolar al ser reconocido como uno de los diez mejores maestros del mundo. Esto vendrá determinado, sobre todo, por la implicación de su ser como maestro en nuestra educación, su vocación, profesionalismo y su sabiduría.


Imagen Photo de Negocios creado por ijeab

Fotos del Premio
Videos del Premio